La causa más común entre los deportistas es el mal gesto deportivo o mala mecánica

La metatarsalgia es una de las patologías más comunes entre los pacientes de Fisio Clínic Valencia. Según los expertos, se trata de un dolor en el metatarso del pie debido a su inflamación y, como es uno de las zonas con más peso de apoyo, puede llegar a impedir el caminar y la actividad deportiva.

Cabe destacar que los metatarsianos son los encargados de una correcta amortiguación del peso al realizar la pisada, ya que son los que unen la planta del pie con las falanges y, por lo tanto, son imprescindibles diariamente en cada movimiento.

La metatarsalgia se origina en la zona anterior del pie a causa de diferentes factores. Uno de ellos es el exceso de presión y sobrecarga en la zona o un uso de calzados inadecuados, como son los tacones o la poca suela.

Junto con la edad y el sobrepeso, la existencia de deformaciones, como por ejemplo hallus valgus o dedos en garra, de lesiones o fracturas anteriores o , simplemente, por la propia morfología del pie, es decir cualquier problema que genere un mal reparto del peso, puede ser uno de los factores que provocará la aparición de dicha patología.

Sin embargo, la causa más común entre los deportistas es el mal gesto deportivo o mala mecánica, manifestándose con un dolor en la zona inferior de los dedos de los pies y la aparición de durezas en la zona, indicativas de un problema en el reparto de cargas.

Por este motivo, Salva García, director de FisioClínic Valencia, recomienda tratar esta patología con un podólogo profesional. Una revisión adecuada del paciente puede proporcionar la forma más adecuada de solucionar esta patología tan compleja, dolorosa y resistente a muchos tratamientos farmacológicos.

En primer lugar, se considera imprescindible mantener un peso saludable y realizar actividad física con calzado adecuado. Pero, una vez aparece la patología, un profesional deberá valorar la gravedad y el tejido causante del dolor, dependiendo de la exploración del paciente, valorará la realización de un estudio biomecánico de la pisada y el uso de plantillas personalizadas para evitar los desequilibrios que pueda haber al caminar o al realizar el gesto deportivo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here